Páginas

12 nov. 2013

poesía visual del otoño






      Los alumnos y alumnas de 2º eso B han elaborado una serie de poemas visuales con un punto en común: el otoño. Dichos poemas en su mayoría son de creación propia y han sido decorados no solo con la palabra sino también utilizando diversas técnicas plásticas convirtiéndolos de este modo en imágenes visuales.
       La siguiente presentación sirve de escaparate. Algunos murales de los pasillos de nuestro centro ya aparecen desde hace unos días decorados con esta pequeña exposición de los trabajos realizados. Sus creadores han recitado sus versos en nuestra biblioteca y a continuación os presentamos sus poemas - ya deshojados como árboles en otoño - para que podáis leerlos y sirvan de acicate a vuestra propia creación literaria.

1.


Rojas como el fuego
verdes como la hierba
marrones como la tierra.

Las hojas se caen
poco a poco oscurecen
y en el suelo
marrones amanecen.

Las hojas marrones
verdes y rojas
primero se caen
luego se rebozan.

2.

Una golondrina
puso en su maleta
dos gotas de lluvia
y tres hojas secas
pues en otoño
ella irá de viaje
montada en las nubes
sin pagar pasaje.

3

Colores oscuros:
amarillos, marrones , naranjas.
El cielo teñido de gris
y el viento soplando.
El otoño ya está de nuevo aquí.

4

La lluvia llegó
y las hojas cambiaron de color.
El otoño llegó.
Frutos secos comemos
y las ardillas salieron.

5

Otoño llegó
marrón y amarillo.
Otoño llegó y hojas estampó.
El viento de otoño
sopla, sopla, soplará
y con las hojas secas
me deja jugar.

6

Hoja de otoño
que vuelas y bailas
llévame contigo
donde tú vayas.

7

En el otoño hay días
con frío y lluvia
y otros días
con sol y calor.

En el otoño se caen
las
    hojas
            de los
                    árboles.

En el otoño hay días tristes
y otros contentos.


8

Es el otoño,
los pájaros se van,
el día es más corto,
el frío empieza ya.
Es el otoño,
las hojas caen ya
Y una alfombra amarilla
el suelo cubrirá.

9

No temas al otoño
porque si caen las hojas
siempre quedarán las ramas
para hacer un nuevo nido.

10.

Adornas los campos otoñales
dándoles vida.
Por tu tacto delicado,
por tu diversidad de color,
por tu gran aroma,
por tu suavidad de sabor,
tú eres todo un manjar.
¡¡Seta, yo te adoro!!

11.

El viento soplaba
y el árbol desnudaba.
Lágrimas de lluvia caían
mientras el sol dormía.

12.   Hojas marrones caen como tristes corazones La lluvía caía como lágrimas mientras el sol dormía.

13.   Esos paseos en los que veíamos caer las hojas mientras escuchábamos la brisa del viento...

14.

Tardes cortas, cambio de horas
 noches oscuras, nostalgia con lluvia.  


                                                                
¡Nueces, membrillos!
¡A la rica castaña!
¡Higos, granadas!